La felicidad de los colaboradores SI importa

Algunos escépticos piensan que la felicidad dentro del ambiente laboral es irrelevante; que no es problema de los líderes o jefes preocuparse por ello, o que los colaboradores trabajan a cambio de un salario y eso debería ser suficiente. 

Sin embargo, son cada vez más los estudios que respaldan su importancia y las empresas que trabajan para facilitarla. La felicidad de los colaboradores en las empresas trae consigo una actitud positiva respecto a su trabajo, lo cual hace a las personas un 31% más productivas, según Shawn Achor, autor del libro ‘The Hapiness Advantage’

Los humanos pasamos aproximadamente el 30% de nuestras vidas en el trabajo (más del 45% del tiempo que estamos despiertos), y es el porcentaje, que por su impacto, tiene mayor relevancia. Es el tiempo que invertimos para poder satisfacer nuestras necesidades personales. Viéndolo desde esa perspectiva, tiene todo el sentido considerar que la felicidad laboral es de suma importancia y por lo tanto es beneficioso para las empresas ayudar a que sus colaboradores sean felices.

Las encuestas de Gallup demuestran que en general, solamente un 13% de los empleados tienen un verdadero ‘engagement’ dentro de la organización para la que laboran, lo que representa, en Estados Unidos solamente, una pérdida en productividad equivalente a 550 mil millones de dólares ($550,000,000,000) 

Otro estudio realizado por economistas de University of Warwick, halló que aquellos colaboradores que son felices en su trabajo tienen las siguientes características:

  • Manejan su tiempo de forma más efectiva
  • Son abiertamente más creativos
  • Son más efectivos para resolver problemas
  • Colaboran mejor cuando hay metas comunes
  • Son mejores líderes
Si los empleados son tratados a la altura, ellos tendrán esa consideración con los clientes. Los clientes vuelven a comprar los productos de la compañía, y eso hace a los accionistas felices
— Herb Kelleher, Southwest Airlines

Cuando el cerebro humano está feliz, se convierte en una herramienta más alerta, abierta a nuevas ideas y a la innovación. Además, las empresas que invierten en la felicidad de sus colaboradores, tienen mejores resultados que se pueden medir. En su libro Make More Money by Making Your Employees Happy’, Noelle Nelson menciona diversos estudios donde se confirma que las compañías que se encuentran en la lista de Fortune ‘100 Best Companies to Work For’ incrementaron el valor de sus acciones un 14% anual entre 1998-2005, comparado con 6% para el resto del mercado en el mismo periodo. 

Las compañías con empleados felices superan a la competencia en un 20%.
— Marketing Innovators International Inc. 

¿Que pueden hacer las empresas para aportar a la felicidad del colaborador?

Entre las muchas cosas que una organización puede hacer para subir el nivel de felicidad interno, estas son algunas importantes.

1. Líderes apuntados a trabajar en una cultura saludable:

Los colaboradores no pueden ser felices en culturas disfuncionales. Las diferencias son inevitables en equipos de trabajo, pero hay formas de trabajar para alcanzar una cultura que resuelve las tareas diarias de forma efectiva y positiva, donde todos son anuentes al cambio, receptivos a los criterios ajenos y la crítica constructiva. Un estudio realizado a usuarios de Facebook, que analizó el contenido emocional de mil millones de posts en el transcurso de 2 años, concluyó que cuando se está rodeado de personas con actitud positiva, se es una persona más feliz. Así es que los líderes deben dar el ejemplo y empezar ese efecto dominó de felicidad y positivismo dentro de las empresas.

Y no es que la conducta se imponga, sino que las personas que están arriba también entren en el concepto de felicidad,(…) el ejemplo es la herramienta más fuerte cuando hablamos de cambios y de inspirar acción. Si las personas de arriba no están dando ejemplo, la cosa no funciona
— Juan David Ordoñez

2. Retos:

Muchas empresas se enfocan mucho en los ‘perks’ -que también juegan un papel relevante- que pueden ofrecer a sus colaboradores, y dejan de lado lo que realmente motiva e inspira a las personas a mejorar. Tener retos en el trabajo, invitando al empleado a salirse de su zona de confort, es una forma crear en ellos altos grados de satisfacción por su aporte laboral.

3. Reconocimiento e interés por el colaborador:

Darle el reconocimiento merecido a los empleados cuando lo merecen ofrece valor a su esfuerzo, satisfacción y felicidad. Como ejemplo, PhD.Nelson explica cómo en Apple, luego de cerrar el 2011 con un año de utilidades récord, Tim Cook envió un memo a los colaboradores donde explicaba que gracias al rendimiento de ese año, y en forma de agradecimiento, daría a todos los trabajadores toda la semana de acción de gracias libre y pagada. 

La empresa Fabrik CAT que vende, renta y repara máquinas para construcción, invirtió $500,000 en sus empleados, y los resultados fueron de un retorno del 600%, o sea 3 millones de dólares en ventas. Esta empresa, que comenzó a medir el ‘engagement’ de sus colaboradores desde el 2002, logró incrementarlo de 16% a 45% para el 2006. 

 
Screen Shot 2018-03-05 at 1.37.41 PM.png
 

 

Interesarse por los trabajadores, ofreciéndoles herramientas de desarrollo profesional y apoyo en sus necesidades personales y profesionales, fomenta el ‘engagement’ con la organización porque el colaborador siente que la compañía tiene interés en su bienestar.

4. Espacios o momentos para suplir las necesidades sociales:

El ser humano es social por naturaleza y para ser plenamente feliz necesita tiempo para socializar, especialmente con aquellos con quienes comparte un alto porcentaje de su vida. Por ese motivo, empresas como 3M o Google, facilitan no solo la socialización sino también la colaboración entre compañeros de trabajo para crear y construir ideas. 3M es ejemplo de lo beneficioso que pueden ser estos espacios; tienen una estrategia pionera llamada ’15 percent time’, implementada desde 1948, que les permite a sus empleados usar 15% del tiempo laboral haciendo lo que les gusta y crear proyectos nuevos. Los productos más exitosos de la marca (aproximadamente 20 mil patentes), han sido fruto de esa estrategia; el mejor ejemplo son los Post-its que todos conocemos. Hoy en día 3M es una empresa que factura 20 mil millones de dólares ($20,000,000,000) anualmente y su estrategia de innovación ha sido un aporte central en la creación de cultura y la felicidad de sus colaboradores. 

 

 
Employee-happiness-infographic.png